Cada persona vive el concepto de virginidad a su manera. Algunas personas lo tratan con normalidad, sin ningún tipo de tabú a la hora de comentarlo con la gente de su alrededor, contando incluso alguna anécdota curiosa de ese mismo momento. En cambio, otras personas prefieren ser más reservadas a la hora de tener que explicar su primera experiencia sexual.

No siempre tenemos lo que esperamos y lo que queremos, a veces las cosas no salen como las teníamos previstas, de ahí vienen las anécdotas, que las preservaremos toda la vida, para poder contarlas cuando queramos, si lo creemos necesario.

En esta ocasión, Miguel Ángel Silvestre, aprovechando el día del padre, quiso recordar a su padre, fallecido las navidades de 2018 a causa de una enfermedad con la que estuvo luchando durante muchos años. Momento que no es nada fácil de asimilar, la muerte llega a todo el mundo, aunque no a todos por igual. El reconocido actor, como ya es habitual en su cuenta de Instagram, contó una anécdota que seguro que a todo el mundo fascinará.



View this post on Instagram

Good night

A post shared by Miguel Angel Silvestre (@miguelangelsilvestre) on

El actor español subió una publicación en su cuenta de Instagram en la podíamos verlo, de pequeño, esquiando junto a su padre. Los dos sentados en la nieve, sonriendo ante la foto… bueno, sólo el padre, ya que Miguel, en esa foto, se le notaba un pelín enfadado. ¿Nos contará alguna vez por qué lo estaba?

Lo que si nos ha querido contar, esta vez, es una anécdota de cuando lo hizo por primera vez. Antes de esto, en la primera publicación que hizo para el día del padre, quiso enviarle, donde quiera que esté, un mensaje. El contenido de ese mensaje, en resumidas cuentas, le decía que le quería, que le echaba mucho de menos y que, ojalá, en estos tiempos tan difíciles, estuviera con él pasando la cuarenta juntos. Otro de los puntos del mensaje, es que le gustaría saber mucho más de él, haciéndole »mil preguntas», como dice en el comentario.



En una última publicación, después de la fotografía en la nieve, subió dos notas escritas y una foto. Bueno, en realidad 6, pero lo demás es la traducción al inglés. Empecemos por el principio, abajo, en el comentario, dice: »Tuve un padre mágico. Podía confiar en él».

Sabemos que la relación que mantenían era muy buena, según confirma Miguel, también basada en la confianza y en el poder hablar de todo. Miguel nos lo quiso mostrar en estas notas, en las que explicaba cómo fue su primera vez y cómo se lo contó a su padre. 



Empieza diciendo que »llegue a las 3 am y le desperté». »Mi padre y yo compartíamos una afición, solíamos levantar de madrugada a comer leche con galletas». Lo curioso, es que la madre, como él dice, se las escondía, a él y a su padre. Seguramente se habrán pegado más de un atracón por las noches.

Seguidamente, empezó a contar la historia que todo el mundo quería saber. «Hoy X y yo hemos hecho el amor», aunque aseguraba que no le había gustado mucho, es lo que tiene hacerlo la primera vez, que a lo mejor no es como te lo esperabas. “No te preocupes, eso es porque estarías nervioso. Ya le pillarás el gusto, ya”, concluyó su padre. “Papá, te quiero mucho”, dijo Miguel Ángel, “Y yo hijo, ahora a dormir”.

¿Alguna vez le habéis contado a vuestros padres vuestra primera experiencia?

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podéis disfrutar de otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos… o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con mucho cariño.



Fuente: Diez minutos

La entrada Miguel Ángel Silvestre explica cómo le contó a su padre que había perdido la virginidad aparece primero en CABROWORLD.